El Clima en

HOY

MAÑANA

PASADO

Una agencia turca asegura que Rusia se retira de un enclave kurdo en Siria
Una agencia turca asegura que Rusia se retira de un enclave kurdo en Siria

Estambul, 19 ene (EFE).- El ejército ruso parece haber empezado a retirar sus fuerzas de Afrín, un enclave kurdosirio al norte de Siria, ante una inminente operación turca en la zona, asegura la agencia de noticias semipública Anadolu, citando "fuentes fiables".

Según Anadolu, unos 170 soldados rusos estacionados en la localidad de Kefer Cenne han empezado a retirarse de la región, y se han desplazado unos 17 kilómetros hacia el sur.

El repliegue ruso habría empezado poco después de que el ministro de defensa turco, Nurettin Canikli, dijera hoy que Rusia ha dado el visto bueno a retirar sus activos militares de Afrín.

Mientras, el diario Hürriyet informa en su versión electrónica de que una veintena de autobuses con miembros del opositor Ejército Libre Sirio (ELS) han cruzado de Turquía a Siria, presuntamente para participar junto a las fuerzas turcas en la operación contra la guerrilla kurdosiria YPG.

Turquía amenaza desde hace días con una intervención en el norte de Siria para impedir que fuerzas kurdas puedan controlar un corredor a lo largo de la frontera turcosiria.

El ministro de Exteriores turco, Mevlüt Çavusoglu, declaró ayer que Ankara está debatiendo con Moscú y Teherán sobre el uso del espacio aéreo del norte de Siria, ante una posible intervención de Turquía contra las milicias kurdas YPG.

Aunque las Unidades de Protección Popular (YPG) son aliadas de Estados Unidos en Siria y han recibido armas norteamericanas para luchar contra el Estado Islámico (EI), Ankara las considera terroristas por sus estrechos vínculos con el Partido de Trabajadores de Kurdistán (PKK), la guerrilla kurdoturca.

Çavusoglu instó a Rusia a no oponerse a una operación turca en Siria, pero matizó que coordinará con Moscú cualquier paso a dar.

Irán y Rusia son valedores del Gobierno sirio, mientras que Turquía apoya a la oposición islamista al presidente Bachar al Asad.

El jefe de Estado Mayor turco, Hulusi Akar, y el subsecretario de la Organización Nacional de Inteligencia (MIT), Hakan Fidan, viajaron ayer a Moscú para debatir con las autoridades rusas una posible intervención militar turca en Afrín.

En los últimos días, el ejército turco ha trasladado importantes contingentes de blindados, tanques y morteros a la provincia suroriental de Hatay, fronteriza con el cantón de Afrín.

Además, se han registrado tiroteos de artillería tanto en la frontera entre Turquía y Afrín como en el frente que separa el cantón kurdo de las zonas bajo dominio de grupos armados sirios y militares turcos al norte de Alepo.

COMENTARIOS